EL VIAJERO

 

Soy de esos viajeros peligrosos. Me subo a un bus y pasa algo.

Si la gente cree que las monjas traen mala suerte, es que no me conocen o no han viajado conmigo, yo soy el infortunio hecho persona.

La primera vez no fue un bus, fue una camioneta, nuestro “camper”, atropellamos a un borracho cerca de Purranque y me saltaron los vidrios en la cabeza, no me acuerdo de nada, pues tenía como 6 meses, todavía tengo algunos por ahí de recuerdo.

Mi primer viaje en bus –en todo caso- no fue mejor que mi primer viaje en

(Leer más)


Comentarios recientes

Cerrar